¿Qué es una enfermedad autoinmune?

¿Qué es el sistema inmunitario?

El sistema inmunitario es una red compleja de células y productos celulares que habitualmente se encargan de defender al organismo frente a infecciones de virus, bacterias y otros agentes.

¿Qué pasa en las enfermedades autoinmunes?

Cuando se desarrolla una enfermedad autoinmune, lo que sucede es que el sistema inmune se equivoca y toma lo propio como ajeno dirigiendo su ataque contra los órganos y tejidos propios.

Un poco de historia

El concepto de Enfermedad Autoinmune es muy reciente (años 40-50).
A finales del siglo XIX empezaba a conocerse en su vertiente de protector frente a las infecciones.
En 1881, Pasteur había demostrado que las ovejas se defendían del ántrax inoculándolas una cepa atenuada del bacilo.
En 1890, Kitasato demostró que el suero de pacientes convalecientes de difteria protegía de la enfermedad.

La primera vez que se pensó que la inmunidad podría causar daño fue en 1902 cuando Richer y Portier describieron la anafilaxia.

En 1904 Donath y Landsteiner describieron la primera enfermedad autoinmune en el humano: La hemoglobinuria paroxística.

No obstante, a principios del siglo XX, se aceptaba la denominada teoría del «horror autotoxicus» de Paul Ehrlich según la cual sería imposible que el organismo organizara ningún ataque contra sí mismo.

Como decía no es hasta los años 40-50 que no se sientan las bases teóricas de lo que hoy entendemos por autoinmunidad.
En el año 1965 se celebra en Nueva York el primer Congreso Internacional sobre Autoinmunidad.

RECORDAMOS: ¿Qué pasa en las enfermedades autoinmunes?

Cuando sucede una enfermedad autoinmune, el sistema inmune se equivoca y toma la propio como ajeno dirigiendo su ataque contra los órganos y tejidos propios.

¿Qué órganos pueden dañarse?

Si el sistema inmune está en todos los sitios, en todos los órganos, entonces es fácil comprender que cualquier órgano pueda ser dañado por la autoinmunidad y los síntomas se definen por el órgano afecto.

¿Quién padece las enfermedades autoinmunes?

Muchas de estas enfermedades son raras, entendidas una a una, pero, de forma conjunta, son frecuentes, y afectan a un 10-20% de la población.
La mayoría de estas enfermedades afectan preferentemente a mujeres jóvenes.

¿Son contagiosas las enfermedades autoinmunes?

En absoluto son contagiosas.

¿Son hereditarias?

Más que heredarse las enfermedades autoinmunes, lo que se hereda es una «predisposición» a padecer este tipo de enfermedades.
No es infrecuente que varios miembros de una misma familia tengan diferentes enfermedades autoinmunes.

¿Qué factores influyen en su aparición?

Pero aparte de esa predisposición genética, hace falta que se combine la presencia de otra serie de factores como son los hormonales, por eso las padecen con más frecuencia las mujeres, factores infecciosos y factores ambientales, como por ejemplo el sol en el caso del LES.

¿Cómo funciona el sistema inmune?

Para defendernos de las agresiones externas el sistema inmune dispone de un «ejército» capaz de reconocer lo ajeno.

El ejército

La mayoría de las células del sistema inmune son glóbulos blancos de la sangre (leucocitos), a los que denominamos linfocitos.
Dentro de estos linfocitos tenemos dos tipos fundamentales, los linfocitos T y los linfocitos B.
Otras células implicadas son los macrófagos.

¿Qué pasa en las enfermedades autoinmunes?

A veces se forman autoanticuerpos, es decir, anticuerpos que actúan contra antígenos situados en los tejidos propios.
Los autoanticuerpos interfieren con la función normal de los tejidos o los destruyen.
Otras veces son los propios linfocitos T los que atacan a los propios tejidos.
En otras ocasiones se forman inmunocomplejos que, cuando se acumulan en exceso producen daño.
Otras veces los macrófagos «se pasan» produciendo productos de destrucción de las sustancias extrañas y acaban ocasionando daño al organismo.

¿Cómo se diagnostican las enfermedades autoinmunes?

Se basa en la historia clínica (antecedentes familiares y personales), la exploración y los datos de laboratorio.

¿Son difíciles de diagnosticar las enfermedades autoinmunes?

Muchas de estas enfermedades son difíciles de diagnosticar, sobre todo en sus fases iniciales y por eso a veces se utiliza el término de «conectivopatía indiferenciada».
Es importante tener paciencia y mantener la confianza. El tiempo acaba aclarando las cosas.

¿Cómo se tratan las enfermedades autoiunmunes?

Normalmente no hay un tratamiento para cada enfermedad autoinmune.
Hay muchos posibles tratamientos que se ajustan según las manifestaciones de la enfermedad.

Objetivos del tratamiento

  • Mejorar los síntomas
    Medicamentos que no modifican la enfermedad pero que contribuyen a mejorar la calidad de vida del paciente: analgésicos, hipnóticos, antiácidos …
  • Preservar la función de un órgano
    Medicamentos que contribuyen a preservar la función de órganos afectos por la enfermedad o los medicamentos utilizdos para su control: hipolipemiantes, hipotensores, hormonas tiroideas …
  • Actuar sobre los mecanismos que ponen en marcha la enfermedad
    Medicamentos que pretenden controlar el sistema inmune. Habitualmente se trata de inmunosupresores: Azatioprina (Imurel), Metrotexate, Ciclofofamida (Genoxal) …

¿Qué pronóstico tienen  las enfermedades autoinmunes?

En general son enfermedades crónicas y algunas cursan en brotes.
El espectro de gravedad es muy variable de un paciente a otro y su pronóstico ha mejorado notablemente en los últimos años, en parte debido al desarrollo de equipos multidisciplinarios encargados de la atención a estos pacientes.

Información extraída de presentación cedida por el Dr. Norberto Ortego Centeno

¡Únete a nuestra lucha!

Sólo juntos conseguiremos nuestras metas

Asociación Granadina de Enfermedades Autoinmunes

CONTACTA CON NOSOTROS

contacto@autoinmunesgranada.org

670 33 22 60

C/ Margarita Xirgú, s/n - 18005 Granada